Quimbo, más energía para el país

En noviembre del 2015, luego de cinco años de construcción, la  Central Hidroeléctrica de El Quimbo entró en operación entregando energía al sistema eléctrico colombiano, con una potencia aproximada de 400MW y con la capacidad de aportar el 4% de la demanda nacional. Con esta capacidad instalada, Enel - Emgesa cuenta con una potencia neta instalada de 3.501MW, el 21% de la capacidad del país ( de 15.909MW) lo que la ratifica en el segundo puesto entre los agentes generadores del país.

“La construcción de El Quimbo es el proyecto más grande abordado en los últimos años por el Grupo Enel en América Latina, con una inversión superior a los $1.200 millones de dólares, con lo cual nuestra compañía no sólo ratifica la confianza en Colombia, sino que además pone a disposición un activo que permite entregar más energía al país”

– Lucio Rubio, Director General Enel Colombia.

El Proyecto para la construcción de la Hidroeléctrica El Quimbo fue adjudicado en marzo de 2008, en mayo del 2009 obtuvo su licenciamiento ambiental, y en noviembre del año 2010 inició el período de construcción de obras civiles.

Esta mega obra contempla un embalse de 8.250 hectáreas de extensión, 55 kilómetros de largo, una capacidad de almacenamiento de 3.200 hectómetros cúbicos, lo que la convierte en uno de los embalses más grandes del país, con una presa de 151 metros de alto, un dique auxiliar de 66 metros de altura y un vertedero de cuatro compuertas que permite controlar el nivel del embalse.

La construcción de la Central Hidroeléctrica El Quimbo implicó inversiones relevantes destinadas a infraestructura, medioambiente y a las comunidades.

  • En infraestructura, se invirtieron cerca de 523.000 millones de pesos colombianos en el departamento y en los municipios del área de influencia, para una nueva infraestructura, más moderna y eficiente.
  • En lo social, las inversiones superaron los 358.000 millones de pesos colombianos, beneficiando de manera directa el desarrollo de las comunidades y el fomento agrícola de la región.
  • En el aspecto ambiental, se invirtieron más $103.300 millones principalmente en la adquisición de las 11.079 hectáreas para el plan de restauración ecológica más importante que se ha llevado a cabo en Colombia en bosque seco tropical.
  • Adicionalmente, se realizaron inversiones importantes de más de $17.200 millones en materia de arqueología, con el fin recuperar 50.000 fragmentos cerámicos y más de 100 piezas arqueológicas.